Once mineros hondureños atrapados a 80 metros bajo tierra






Once mineros hondureños atrapados a 80 metros bajo tierra

Un deslave de tierra en una mina de El Corpus, Choluteca, se produjo cerca de las 2:00 pm del pasado miércoles.


El Corpus, Choluteca, Honduras.

Un deslave de tierra desde el pico del cerro de la aldea San Juan Arriba, El Corpus, soterró a unos 11 obreros que se encontraban a más de 80 metros bajo la superficie.
El alud de tierra descendió como una fuente de agua y se introdujo en una de las bocaminas, donde los trabajadores ejercían la labor de desprender las capas de tierra con restos de oro.
El desplazamiento del terreno ocurrió cerca de las 2:00 pm en la comunidad y una media hora más tarde se alertó a los bomberos de Choluteca sobre la situación.

Los profundos huecos que a diario acostumbran recorrer los peones con costales llenos de broza sobre los hombros han sido excavados por los obreros, espacios que logran descender con ayuda de escaleras.

La entrada a la bocamina donde se encuentran los trabajadores atrapados se encuentra a unos 15 metros desde el pico del cerro, por lo cual las labores de rescate se extendieron por varias horas.
De forma preliminar se conoció que tres de los 11 obreros atrapados se encontraban a unos 80 metros; con ellos se había logrado comunicación y se les había enviado oxígeno a través de mangueras.

Entre los trabajadores con quienes se logró tener contacto se informó que uno se encontraba en estado delicado debido a que sufrió varias heridas y solo pudo ser identificado como Nehemías.

De los demás hasta altas horas de la noche se desconocían los nombres. La altura del cerro donde Rescate
El jefe de operaciones de los bomberos, Marco Antonio Artica, informó que desde Choluteca se trasladaron cinco bomberos, quienes comenzaron a coordinar el rescate.

Uno de los trabajos fue excavar por otro acceso para llegar a los soterrados por medio de diferentes ramales de la cueva minera, luego se apuntalaron “centímetro por centímetro” las paredes de la mina para evitar que cayera.

De acuerdo con los apagafuegos, la temperatura de la mina es de unos 30 grados centígrados en horas de la noche, pero al mediodía puede llegar a los 36 grados.
Desde la capital los socorristas enviaron un pelotón de agentes bomberiles a medianoche, con equipo para sumarse a las labores de liberación.
La comitiva que viajó desde Tegucigalpa está integrada por expertos en rescate.

El alcalde de El Corpus, Luis Andrés Rueda, informó que en la zona se han formado unas 57 minas, las cuales poseen varias ramificaciones.
Las profundidades de los pasadizos pueden alcanzar hasta los 200 metros bajo tierra.

En estos huecos laboran centenares de personas, quienes se encargan de picar entre las paredes de los agujeros para extraer retazos de tierra donde se encuentran diminutas pepitas de oro.

Según el munícipe, varias de las personas dedicadas a extraer el material precioso alquilan las minas a los dueños de los terrenos a un costo de entre 2,000 y 10,000 lempiras.

En la zona hace un año ocurrió una situación similar, aunque en aquella ocasión solo una persona quedó atrapada y falleció.

La aldea de San Juan Arriba se encuentra a cuatro kilómetros del centro del municipio de El Corpus.

“Luego de este percance pedimos el apoyo del Gobierno para encontrar opciones de empleo para los habitantes de la comunidad y el municipio”, agregó el funcionario.se encuentra la bocamina es de unos 900 metros.

El teniente del Cuerpo de Bomberos, Manuel Álvarez, recordó como a 2:45 de la tarde de este miércoles, ocurrió un alud en una mina artesanal localizada en la comunidad de San Juan Arriba, en el municipio de El Corpus, Choluteca y las 11 personas que se encontraban sacando tierra para extraer oro, quedaron atrapados.

Detalló que cedió un polín que detiene los túneles dentro de la mina y fue cuando las personas quedaron atrapadas. “Nosotros ya hemos entrado junto con los ancianos mineros de esta zona que conocen muy bien los túneles; entramos por una babosa de la mina y cuando estamos adentro, a unos 20 metros, se interceptan varios túneles, en algunos de los cuales están las personas atrapadas”, relató Álvarez.

Aseveró que han logrado comunicarse vía voz con tres de los mineros soterrados quienes están aislados de las otras ocho personas que se encuentran en otro sector y con quienes no se ha podido establecer comunicación.

Álvarez advirtió que “la situación es bien complicada porque hay que ir de pié en pié tratando de sacar tierra y escombros porque si se mueve muy fuerte, el terreno puede ceder; hemos tenido comunicación con tres de las personas que se encuentran vivas y ojalá que las otras ocho personas también estén en esas condiciones”.

Agregó que esas personas les manifestaron que no saben nada sobre la situación de los otros ocho mineros que aparentemente quedaron aislados ya que al sentir el derrumbe salieron despavoridos dentro de los túneles en su intención de querer salir y en ese sentido, unos cogieron por un rumbo y los demás por otro lado.

El funcionario indicó que la entrada a la mina quedó soterrada completamente por lo que por ese sector, es imposible poder rescatar a esas personas; no obstante, hay otra entrada a la mina por la que se intenta rescatar a los atrapados por donde se ha logrado bajar unos 20 metros en vertical para luego caminar horizontalmente hasta donde se logró establecer comunicación con tres de los mineros.

Señaló que para tratar de rescatar lo más pronto posible a los mineros se incorporarán más personal del Cuerpo de Bomberos de Nacaome, San Lorenzo y Choluteca ya que la zona está ubicada en una montaña altamente peligrosa donde hay túneles por todos los rumbos e incluso en la intención de salvar a los atrapados, ya han ocurrido dos pequeños derrumbes, lo que representa que se corre un gran riesgo.

Álvarez detalló que entre los atrapados se encuentran Adonis Zepeda, Emilio Muñoz, Constantino Anduray, Orbin Anduray, Óscar Fúnez, Santos López, Wilmer Ramírez, Bryan Escalante, Byron Maradiaga y Nehemías y Yovani cuyos apellidos no se han podido establecer ya que pertenecen a diferentes comunidades como la aldea El Terrón, Concepción de María y otras comunidades de El Corpus. Todos aparentemente son jóvenes.

Por su parte, el portavoz del Cuerpo de Bomberos, Óscar Triminio, indicó que a la medianoche, partirá desde Tegucigalpa un equipo de búsqueda y rescate urbano con una unidad de equipo pesado que se encuentra acantonada en Nacaome que se unirán a la labor de rescate.

No obstante, aclaró que no es recomendado meter equipo pesado a ese sector porque podría colapsar totalmente la mina y en ese sentido, se trata de un trabajo de brazos hombre para poder extraer toda la cantidad de material que obstaculiza la salida de los 11 mineros.

Por su parte, el presidente Juan Orlando Hernández, a través de su cuenta de Twitter expreso que “Gire instrucciones a Copeco, FFAA y Bomberos para que de manera inmediata procedan a las acciones de rescate de los compatriotas en la mina”.

Añadió que “debemos hacer todos los esfuerzos y con la ayuda de Dios lograr recuperarlos sanos para que regresen con sus familias”.

El mandatario también apuntó que “en solidaridad con las familias he dado instrucciones a los Ministros de SEDIS (Secretaría de Desarrollo e Inclusión Social) y SALUD para que les apoye y atienda en lo que sea necesario”.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Pide la Red Iglesias y Minería, apoyo de la Santa Sede para frenar cultura de muerte

La-miseria-se-ensana-con-pescadores-del-Golfo-de-Fonseca

Carta: Para: los obispos de la Conferencia Episcopal de Honduras. De: las hermanas y hermanos participantes de la asamblea anual de la CONFEREH.