El obispo de la Diócesis de Tabasco, desalojado por personal de Migración y de Aduanas, cuando pretendía oficiar una misa a favor de los migrantes.



Por Wilber Albert y José Manuel Soberano


El obispo de la Diócesis de Tabasco, Gerardo Jesús Rivera, y una decena de sacerdotes y religiosas, entre ellas algunas de El Petén, fueron desalojados por personal de Migración y de Aduanas junto con unos 30 centroamericanos de la frontera con Guatemala, cuando pretendía oficiar una misa a favor de los migrantes.


Tras el desalojo, los religiosos realizaron su ceremonia religiosa en la frontera del lado guatemalteco. El fraile Tomás González, director de la Casa del Migrante "La 72", apenas daba la introducción a la ceremonia religiosa, que había dado inició sobre la banquete del carril de entrada de México a Guatemala, cuando un empleado de Aduana interrumpió para lanzar la prohibición con el argumento de que con ese evento los religiosos e inmigrantes estaban cerrando el tráfico.

-Oiga, antes de que siga, les quiero decir que tienen cinco minutos para quitarse- señalaba el agente Oscar Ramírez Bracamontes.

El fray continúa, mientras el Obispo con sus lentes oscuros observa de pie sin hacer gestos.

-Miren venga para acá, antes de que comience: No le podemos permitir, porque es un recinto fiscal; no se puede cerrar las instalaciones- atajó.

Tomás González descartó que se estuvieran cerrando las instalaciones debido a la reunión de los migrantes para celebrar un aniversario más de la matanza de San Fernando.

Sin embargo, el funcionario insistió que era necesario solicitar permisos a sus superiores para "cerrar" el tráfico, que en ese momento continuaba con normalidad.

Incluso, el funcionario aseveró que en caso de que no se abandonara el sitio, se "aplicaría la ley". Ante esa restricción El obispo Gerardo de Jesús Rivera pidió a Tomás González a que averiguara con las autoridades de Guatemala si era posible realizar la misa de la frontera de ese lado y de inmediato, el franciscano le trajo una respuesta positiva.

El religioso lamentó que no pudiera llegar su homólogo de El Petén, monseñor Mario Friandi, pero destacó que el haber celebrado la misa fue un primer acercamiento entre las diócesis y religiosos de El Petén, Tabasco y Quintana Roo.

Bendice casa del Migrante

Después de oficiar una misa en territorio guatemalteco, el obispo de Tabasco, Gerardo de Jesús Rojas López, acudió a la casa del migrante La 72, donde bendijo las instalaciones en presencia de Fray Tomás González y cientos de indocumentados.

En el acto religioso, el jerarca se dirigió al comedor, las palapas, una cancha multiusos para hacer deportes, cuartos de descanso para tirar el agua bendita. “Pedimos para que en este lugar siga la paz, y que todos ustedes igual la encuentren en su paso hacia el lugar a donde se dirijan”.

Han pedido asilo 100 migrantes

En este año, al menos unos cien migrantes han pedido asilo político en México a través de la casa llamada La 72, sobre todo de Honduras y El Salvador”, sostuvo fray Tomás González Castillo.

“Las solicitudes para refugio las hacemos desde este lugar, porque ellos así lo están pidiendo, hablan con nosotros y luego los canalizamos con las autoridades correspondientes”.

Comentó que el motivo principal es el miedo a la violencia que está ocurriendo y viviendo cada uno de esos países.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Indígena guatemalteco gana el Premio Ambiental Goldman

La-miseria-se-ensana-con-pescadores-del-Golfo-de-Fonseca

Queremos escuchar a los Obispos